Se la llama que ilumina y no la que incendia

Nadie puede dar lo que no es

Si te gusta compártelo

¿Cómo puedes se comprensivo y empático con los demás si no eres consciente de tus emociones, debilidades y prejuicios?

Uno de los fundamentos del mindfulness es “No juzgar” y eso empieza por no juzgarse a uno mismo (no en el sentido de no corregir los errores propios, sino en el sentido de no fustigarse y quedarse sólo en el juicio)

Pero cada día veo infinidad de jueces que sentencian las debilidades de los otros y recriminan sus actos y  errores sin ser sinceros consigo mismos y ésto me lleva a pensar que ahora que estamos presuntamente en una época donde podemos oír o leer y desarrollar la  inteligencia emocional, la empatía y asertividad cada vez veo mayor intransigencia y me doy cuenta lo fácil que es convertirse en juez.

Cada vez que veo una conducta que creo es inadecuada, procuro ponerme el espejo frente a mí misma para invitarme amablemente a la reflexión y comprensión de mis propios errores y así procurar dejar el mazo de la sentencia ajena.

¿Cómo no caer en la fácil tentación del juicio ajeno sin ser jueces de nosotros mismos?

¿Cómo desarrollar el auto conocimiento sin la compasión necesaria que requiere?

Me entristece muchísimo ver como aquellas personas que dicen que practican mindfulness, resulta que en la vida diaria demuestran un “Ego infinito”juzgando a todo lo que se mueve bajo las estrellas, calificando y descalificando todo lo que no está acorde a sus expectativas.

No sé si es adecuado erigirnos en jueces de los demás si no reconocemos que tenemos mucho que mejorar interiormente y ese reconocimiento no promueve la humildad y comprensión hacia los otros.

No puedes entregarte al juicio sin saber quién eres, cómo eres, sin ser plenamente consciente de tus virtudes, de tus luces y sombras y desde ese punto de auto conocimiento, empezar a desarrollar la empatía y la compasión que son cosas diferentes.

 Lo que niegas, te somete…  Lo que aceptas, te transforma. 

Nada cambia sin previa comprensión…  Tampoco el ser humano.

 La actitud y práctica del mindfulness debe impregnar toda nuestra vida y no quedarse en conceptos bonitos ya que esa no es su finalidad.

Te invito a ver éste vídeo, porque puede ser clarificador de lo que muchas veces hacemos juzgando y deseando lo que tienen o no tienen los demás.

Siempre comento a mis alumnos  lo siguiente:

“Si después de este aprendizaje no eres mejor persona, has perdido el tiempo”

Y el otro día sabiamente un alumno me dijo:

Define el significado de “Mejor persona”

A lo que respondí:

  • no me juzgues sin ponerte mis zapatosEres mejor persona cuando, en lugar de juzgar a otros sin conocer su proceso hasta llegar a la acción,  le preguntas por el motivo de esa acción.
  • Eres mejor persona cuando, eres capaz de ponerte en su lugar pero calzando sus zapatos y no los tuyos.
  • Eres mejor persona cuando, además si está equivocado o actuando incorrectamente de manera amable le ayudas a ver su confusión.
  • Eres mejor persona cuando, en lugar de criticar le brindas tu mano. Aunque eso signifique que te la niegue.
  • Eres mejor persona cuando, equivocándote lo reconoces y pides perdón.

En fin, tú decides y sabes lo que es para ti ser mejor persona.

Sé sincero, humilde, compasivo y sé parte de la solución.
Publicado en Blog, Management, Mindfulness, Reflexiones y etiquetado , , , .

Victoria

Pasión por el bienestar de las personas en sus vidas y entornos laborales.
Formadora Experta en Técnicas de reducción de estrés y #Mindfulness.
Profesora de Yoga y Mindfulness
Autora del libro "Técnicas de reducción de estrés"-Editorial Bubok.es

Deja tu comentario, será siempre bienvenido